Las 16 señales de que eres un gran jefe

Las 16 señales de que eres un gran jefe | Emprendedor.Digital
Las 16 señales de que eres un gran jefe | Emprendedor.Digital

¿Alguna vez te has preguntado si eres un buen jefe? ¿Y te has sentido seguro con la respuesta? La realidad es que es difícil saber cómo medirlo. Cada persona tiene diferentes opiniones sobre liderazgo y a menos de que tus empleados te hablen de manera honesta sobre cómo se sienten contigo, no hay forma de saber que están pensando. Sin embargo, hay gran cantidad de factores que caracterizan a un buen jefe y si posees cualidades como la honradez y la compasión, es probable que lo estés haciendo correctamente.

Aquí te dejamos las 16 señales para saber que eres un gran jefe, de acuerdo con expertos a negocios y liderazgo.

 

1. Eres compasivo

Un gran jefe es alguien que pone al ser humano por delante del puesto de trabajo. Entiende que la vida a veces se interpone en el camino. Te da margen de maniobra durante tiempos difíciles y tiene suficiente confianza en ti como para saber que vas a tratar de hacer lo que sea en el futuro.

Mateo Mercuri, gerente de mercadotecnia digital, Dupray.

 

2. Dejas que los empleados sean ellos mismos

La gente a la que supervisas se siente cómoda intercambiando ideas, compartiendo sus comentarios, no sabiendo sobre algo y admitiendo sus errores. Estas cosas ayudan a que seas un gran jefe porque los trabajadores pueden ser ellos mismos, tomar riesgos y compartir abiertamente lo que piensan. Todo esto lleva a una buena productividad, sin estrés ni miedo al fracaso, cometiendo errores y asumiendo riesgos.

Laura MacLeod, experta en recursos humanos, From The Inside Out Project.

 

3. Eres consciente de ti mismo

Los mejores líderes son aquellos que son más conscientes de lo que hacen y de las consecuencias de su toma de decisiones. La autoconciencia es un rasgo obligatorio para los líderes de éxito. Sin embargo, no es fácil para muchas personas.

Matt Poepsel, psicólogo de alto rendimiento y vicepresidente de gestión de producto, The Predictive Index.

 

4. Eres un jugador más del equipo

Cuando los demás (clientes, compradores, etc.) observan o caminan por el negocio no pueden identificar quién es el jefe porque un buen jefe es quien se sube las mangas y está en el terreno de juego justo al lado de sus empleados.

Abril Boyd-Noronha, autor de Good bosses gone bad: how to survive the workplace when your boss sucks (AuthorHouse, 2012).

 

5. Quieres que tus empleados se desarrollen y tengan éxito

Cuando tenemos grandes empleados queremos mantenerlos donde están porque son muy productivos, a pesar de que probablemente no pensemos que sea el mejor de sus intereses a largo plazo. Trata de mirar a través de su perspectiva, usar su punto de vista y adaptar la posición que tienes para ellos en algo en lo que puedan seguir creciendo. Si dejan de aprender y de desarrollarse, no se van a quedar mucho más tiempo. Unas veces podrás apoyar su crecimiento dentro de la empresa y otras, lo más lógico, será que se muevan a otra.

Evan Carmichael, fundador, Evancarmichael.com.

 

6. Eres sincero

Los grandes jefes dan retroalimentación de la buena, de la mala y de la fea. Sabes que las hojas de espinaca se atoran en los dientes después de comerlas, ¿acaso no te gustaría que te dijeran? Tus subordinados quieren retroalimentación y es crucial para hacer productivo tu equipo.

Brad Karsh, presidente, JB Training Solutions.

 

7. Eres implacable

Además de hacer que las cosas se lleven a cabo y cumplir con los objetivos de rendimiento, debes guiar a tu gente a través de cada paso por muy duro que sea. Sus principales recompensas de éxito: mantener su trabajo y recibir aún más responsabilidades y desafíos.

Maynard Brusman, psicólogo y coach ejecutivo de consultoría, Working Resources.

 

8. Evitas los extremos

Muchos jefes desarrollan sus funciones con base en el exceso de confianza o en la inseguridad, ya sea creyendo que no pueden mostrar ninguna vulnerabilidad porque no respetarán sus direcciones o por ser demasiado diferentes y estar preocupados de que nadie va a acatar sus palabras. Pero los mejores son conscientes de sus propios puntos ciegos y se desafían a sí mismos para salir de su zona de confort con el fin de generar confianza y motivar a los demás a seguir su ejemplo por propia voluntad y porque se trata del jefe.

Nihar K. Chhaya, presidente, PartnerExec.

9. Puedes deshacerte de tu ego

Un buen jefe tiene que dejar su ego puertas afuera y ser capaz de contratar y rodearse de personas que son más eficientes y hábiles que él. Soy un firme creyente de la creación de equipos de mini CEO, facultando a los empleados para tomar decisiones críticas y disponer de autonomía para hacer lo que sea conveniente.

Jessica Mah, CEO y Cofundadora, inDinero.com.

 

10. Eres transparente

Para ser un buen jefe, debes ser transparente. Existe una correlación entre la felicidad de los trabajadores y la transparencia en su lugar de trabajo. Los líderes y los gerentes que ofrecen transparencia se ganarán el respeto y la dedicación de su equipo.

David Niu, fundador, TINYpulse.

 

11. Eres inspirador

Lo que realmente hace a un jefe no es tener capacidad de delegar ni de gestionar tareas, empleados, competencias de trabajo u horarios diarios. Lo que hace a un jefe es tener capacidad de inspirar, ya sea a través de la acción, del habla o por correo electrónico. No importa la industria, el sector o el enfoque de trabajo, para inspirar toma un poco de tu habilidad verdadera.

Zachary Weiner, director general, Emerging Insiere Communications.

 

12. Halagas a tus empleados

Un gran jefe promueve a sus empleados y sus logros sin temor a que su propio valor en la empresa se vea disminuido. Cuando los empleados se sienten apreciados, trabajan más duro, se hacen más inteligentes y tiene mayor fidelidad.

Roy Cohen, asesor de carrera y de ejecutivos.

 

13. Das estructura a las cosas

Trata de crear una estructura clara para cada empleado. Asegúrate de que todos saben cuál es su responsabilidad de trabajo; entrénalos para ello y mantenlos enfocados. En muchos lugares, constantemente se les está dando nuevas tareas y el cambio en su responsabilidad de trabajo, confunde y llega a ser contraproducente.

Sean Hopwood, presidente, DayTranslations.com.

 

14. Eres un buen comunicador

La comunicación es una calle de 2 vías: comprender que depende de ti comunicar tus expectativas a tus empleados y además ser receptivo a las preocupaciones de ellos. Un buen líder es alguien accesible que muestra una verdadera preocupación por los problemas a los que se enfrentan sus empleados. Prefiero que los empleados se sientan lo suficientemente cómodos como para llamar a mi puerta que verlos fallar debido a direcciones confusas.

Vick Vaishnavi, presidenta y CEO, Yottaa.

 

15. Tienes carisma

Un buen jefe atrae a la gente hacia fuera. El carisma se mide por la capacidad para liberar a otros hacia un estado más agradable de comunicación. Un buen jefe hace esto por ser curioso, hacer preguntas, escuchar y ser positivo. Los investigadores del MIT han comprobado que las personas optimistas que están realmente interesadas en lo que otras tienen que decir poseen un carisma natural y tienen éxito en las negociaciones y presentaciones. Un jefe tendrá serias desventajas en sus conversaciones si no muestra interés por la otra persona.

Lou Salomon, fundador y CEO, Interact.

 

16. Valoras la retroalimentación

Un buen jefe pide más información y sugerencias… ¡para llevarlas a cabo realmente! Con demasiada frecuencia, muchos líderes simplemente de boquilla piden que les evalúen pero no siempre hacen algo al respecto. Los grandes jefes muestran a sus asociados que sus opiniones son valoradas, respetadas y que están siendo escuchadas. Esto ayuda a los asociados a darse cuenta de que están marcando la diferencia pues se está convirtiendo cada vez más en un factor clave del compromiso a medida que más milénicos se unen al mercado laboral.

Sandy Geroux, oradora motivacional y directora general, WOWplace International.

Descubre más consejos en la sección de liderazgo.

Dejar comentario

Deja tu comentario
Tu nombre

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.